miércoles, 25 de abril de 2012

CRÓNICA DUATLÓN CIUDAD DE ALMERIA 2012 por JOSÉ LUIS MEDINA


18 de Marzo 2012
La idea de correr un duatlón en las costas de Almería junto al mar mediterráneo fue de mi primo Sergio, residente en Retamar, una gran urbanización de Almería, y que fue el lugar donde se celebró esta prueba tan espectacular.
La preparación no había sido muy buena, ya que llegaba con algo de cansancio físico de otras pruebas anteriores y entrenamiento así que había que ver como iba a responder  en un lugar diferente a lo habitual durante la carrera. (Parece una buena excusa por si el resultado no es el esperado).

Durante el sector de bici.
Después  de viaje largo y agotador en el coche, siendo sábado, llegamos a casa, descansamos y fuimos por la tarde a recoger los dorsales  cerca de la carrera, a la charla técnica que lo organizaban at-sport dentro de un hotel bastante interesante y sobre todo a estudiar el recorrido que se hacía en bici para ver donde me podían  pasar los demás  para complicarles el paso en caso de ir justo de fuerzas y el otro plan  de ver donde atacar a los demás en caso de ir sobrado, algo que veía con más dificultad.

Llegamos a la carrera el domingo y nada más  aparcar tuvimos un percance con una parejita de policías que estaba controlando los coches que aparcaban en la calle por donde íbamos a pasar con la bici, diciéndole que yo iba a competir y que no quería mover el coche de allí porque es tontería. Después de una conversación intensa y poco profunda que no me llevaba a ninguna parte con los agentes deje el coche en otro sito y me puse a calentar, aunque ya estaba bastante caliente.

El ambiente era increíble de toda la gente que había, el mar al fondo con la brisa que venía de la playa y una temperatura ideal. Nos preparamos todos para salir y salimos todos como si lleváramos días atados a una cuerda, sin conocimiento alguno de lo rápido que íbamos.  La primera parte era por el paseo marítimo, un lugar para disfrutar de las vistas al mar que nos acompañaban y  de la carrera, dando dos vueltas y donde  encontré buenas sensaciones por correr junto al mar, arropado y apoyado en todo momento por los gritos de ánimo de mi familia, pare el crono en los primeros 5km en 18’10”, una marca en la que iba 2 minutos por debajo de mi mejor tiempo, entrando el 22 de más de 200 personas. El recorrido en bici eran 3 vueltas de 7km cada una, un circuito rápido por la carretera, llano en su recorrido quitando dos pequeños toboganes q había y un giro que teníamos que hacer en una recta de 180 grados para dar la vuelta al circuito donde se paraba de golpe y había que arrancar de nuevo y que exigía bastante.

J. Medina A-Bloke
 Con la bici pase factura después del esfuerzo corriendo donde enganche un buen grupo hasta dar la primera vuelta y me descolgué de una manera que solo me faltaba decirles gracias por todo y hasta pronto, vino otro grupo detrás a pocos segundos también muy fuerte al que me enganche de una manera disimulada y con elegancia,  pero que no conseguía recuperarme físicamente y se fueron también en la segundo vuelta sin decir nada. En la última vuelta volví a encontrar un grupo a unos pocos segundos en el que me encontraba mejor y pude hacer algún relevo de esos que tengo escondido detrás de la manga. Al dejar la bici marcando un registro de  41’20”, me puse a correr dando una vuelta por el mismo recorrido que al comienzo, donde fui adaptándome y  aumentando la velocidad, llegue a meta esprintando animado por todo el público y mi familia en todo momento,  donde pude dar todo lo que era capaz de dar en toda la carrera, terminando la última parte en 11 minutos y parando el crono al final de la carrera en 1h 10’30”, a 7 minutos del campeón Manuel Jesús Salinas, a quien tuve el placer de felicitar su gran actuación en la carrera.

La organización en toda la carrera fue buena, con grandes competidores, donde espero repetir más veces y  sobre todo para disfrutarlo como lo he disfrutado compartiéndolo en familia.