jueves, 21 de julio de 2011

CARRERA CONTRA EL VIH 12/06/2011 por Julio.



Ultrafondista
Tiempo
Clasificación General
Clacificación Categoría
Kico
17:37
116 / 1825
Julio
18:27
171 / 1825



Domingo por la mañana llego a la Casa Campo, luce el sol y cantan los pajaritos(vamos que acompaña el dia) recojo el dorsal, he quedado con Kiko por alli, pero todavia no se le ve, ya aviso que vendria apurado tenia que movilizar a toda su prole, asi que nada me pongo a calentar por alli,. Sobre las 9:30 voy hacia la entrega de dorsales ya diviso a Kiko, tambien le acompañan unos amigos (Dani y Cristina) dispuestos a darlo todo.


Dani, Julio y Kico
Se acerca la hora  y para la linea de salida que vamos, esta hasta arriba de gente, saltamos una valla en plan macarra nos colocamos entre todos los participantes y a esperar que nos den la señal, no esperamos mucho llegamos pelin justos. 10:30 puntuales y todos a correr, comienzo demasiado motivado(estrenaba zapatillas) Kiko me sigue, antes del giro a la izquierda escucho una sabia voz que me dice Julio sal para fuera, yo como buen cabestro que soy iba por todo el centro, asi que haga caso, la voz era el señor Kiko bastante mas experimentado que yo, continuamos bajando hacia el Lago, y Kiko se pone ya a mi altura, paralelos ya al lago encontramos una liebre a la que seguir el ritmo, merecia la pena, cuando ya enfilamos la recta del primer paso por linea de meta Kiko aprieta un poco y poco a poco me va dejando atras, al paso por meta se escuchan gritos de animo, era la prole de Kiko que alli estaban animando.


Comenzamos una recta no muy prununciada pero bastante larga, a mi se me hizo enterna, ya he perdido de vista a mi compañero, giro a la izquierda un tramo llano en el que cogo aire y recupero, aumento el ritmo para afrontar el ultimo Km con una ligera cuesta abajo, curva a la izquierda y sigo con fuerzas, ultimos 200m donde me dejo hasta el alma y acabo con mi objetivo complido, bajar de los 20´.



Una vez mas contaros que despues de pasar un buen rato, todo se jode y te vas a casa con una MALA OSTIA, al llegar al coche Dani y Cristina vieron que los amigos de lo ajeno habian pasado a visitarlos.